Información Y Ayuda Para Estudiantes De Magisterio Y Pedagogía

26 enero, 2012

Cadena Perpetua o Cómo Cargarse la Esencia Educativa de la Justicia


   "No puedo estar más en desacuerdo con esta medida del señor Gallardón. Está tirando la toalla, quitando a la justicia su esencia educativa. Y está diciendo a la sociedad que tenemos que dejarnos llevar por la irracionalidad, la ira y el odio. ¿Acaso vamos a convertir las cárceles en vertederos humanos?"

     Hay quien se empeña en que todos los criminales son diablos con poco cuerno y mucha maldad. Cuantas veces hemos oído “a ese le tenían que colgar de los...”, o el clásico “van a la cárcel y les pagan todo, y encima tienen piscina y gimnasio”. ¡Que no señores!, que no es que la justicia sea blanda y no castigue lo suficiente, es que sencillamente castigar no es su fin. El objetivo de que el estado le prive temporalmente a alguien de su libertad no es darle un castigo ejemplarizante para que escarmiente. Lo que se pretende es reeducar al reo. Si, ya sabemos que esto de la reinserción suena a cuento chino, “que a ver quien me devuelve a mi hijo”, “que quiero que ese animal lo pague”, etc. Perfecto, entonces instauremos una pena de muerte para limpiar España de animales; o sino, pongamos una cadena perpetua que lo de matar es un poco fuerte. Si encima la llamamos “revisable” y “para casos en los que la sociedad muestre especial rechazo” queda hasta apetecible; para qué queremos jueces. 

    En Estados Unidos ya se los cargan. Y no sirve ni como medida disuasoria, se siguen produciendo más de 15.000 asesinatos al año. En España cuatro veces menos, en proporción, no llegan a 1.000. Resulta que los crímenes de sangre a menudo se producen por enfermedades mentales, ambientes poco favorecedores o directamente pésima educación. Gente que lleva a Satanás en las venas me consta que hay poquita. Lo que tenemos que conseguir es que estos crímenes horrendos no se produzcan, y eso no se consigue dando al populacho cadenas revisables que no hacen otra cosa que rebajar la justicia. Como casi siempre la llave está en la educación. 

      No puedo estar más en desacuerdo con esta medida del señor Gallardón. Está tirando la toalla, quitando a la justicia su esencia educativa. Y está diciendo a la sociedad que tenemos que dejarnos llevar por la irracionalidad, la ira y el odio. ¿Acaso vamos a convertir las cárceles en vertederos humanos?

El ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, ayer, anunciando la cadena perpetua revisable.


Iñaki Celaya

No hay comentarios:

Publicar un comentario